Una gota de agua termal

NOTAS DEL EXPERTO

Intolerancias y alergias

La piel intolerante y con tendencia a las alergias en primer plano

Tanto si tu piel es intolerante como si está sensibilizada por una reacción inmunológica, debes satisfacer sus necesidades utilizando productos de alta tolerancia y suaves.

Pieles sensibles

Es una piel fina, clara y a menudo ligeramente seca y tiende a ruborizarse con facilidad.
Pica, se siente tensa, se sobrecalienta...

  • El sol es un conocido agresor de la piel, sobre todo para las pieles claras.
  • El frío y el viento tampoco se toleran bien.

Algunos productos dermocosméticos o terapéuticos contienen sustancias inadecuadas:

  • productos de limpieza que contengan tensioactivos irritantes,
  • productos para el acné con un suave efecto exfoliante.

La piel no se alivia, al contrario, se daña con estos productos inadecuados.
A veces, la piel reacciona de forma excesiva a la más mínima agresión; se vuelve intolerante. Pica, se siente tensa, se pone roja, se escama y pica. En este caso, hay que elegir productos con muy pocos ingredientes.

Pieles sensibilizadas o con tendencia a las alergias

Las alergias están causadas por una respuesta inmunológica (a un alérgeno).
En la piel, esto se manifiesta en forma de signos clínicos evidentes: manchas rojas con pequeñas vesículas de eczema, picor intenso, hinchazón y supuración, a veces, con un intenso prurito.

Si has experimentado una reacción alérgica, consulta inmediatamente a tu médico; él averiguará a qué reacciona tu piel realizando las pruebas de alergia esenciales.

 

NUESTRO EXPERTO RESPONDE A TUS PREGUNTAS

Vivir mejor con una piel mixta

La “piel sensible” reacciona más rápidamente o con más fuerza que la piel normal,
incluso ante el mismo agresor y en condiciones similares. Los síntomas incluyen sensaciones desagradables
(tirantez, hormigueo, picor, etc.) y, a veces, enrojecimiento o sequedad.

Las causas son complejas. La piel es un órgano que realiza varias funciones y, por lo tanto, existen varios tipos
de anomalías que pueden causar sensibilidad en la piel: lesiones de la capa córnea que

Incluso cuando la piel es sensible, es posible reducir esta sensibilidad cutánea evitando
productos mal tolerados y sustituyéndolos por productos específicos.

Para la limpieza, utiliza preferentemente barras dermatológicas o productos limpiadores sin jabón, para evitar
agravar la afección de la piel. En cuanto a los cuidados, elige los productos con muy pocos ingredientes para limitar el
riesgo de reacción.

A menudo se confunde entre piel sensible, piel intolerante y piel con tendencia a las alergias. Las personas que
dicen ser “alérgicos” suelen tener una piel muy sensible o, incluso, intolerante que reacciona de forma exagerada a la
aplicación de una serie de productos, medicamentos locales o productos dermocosméticos de limpieza y cuidado.
Una alergia está causada por una respuesta inmunológica. Se producen manchas rojas con pequeñas
vesículas de eczema, picor intenso, hinchazón y supuración, a veces, con un intenso prurito.

Tu médico te aconsejará cómo elegir los productos de limpieza y cuidado de la piel adecuados. Elija
productos que no contengan ingredientes conocidos como irritantes o alergénicos y que tengan una
alta tolerancia confirmada por pruebas clínicas.

Nuestros productos son adecuados para las pieles intolerantes o con tendencia a las alergias

Nuestros productos son adecuados para las pieles intolerantes o con tendencia a las alergias

Descubre