Contenido

Factores agravantes de los brotes

Los brotes se desarrollan debido a los cambios hormonales en la pubertad y pueden persistir hasta la edad adulta. Pero también entran en juego otros elementos: el estrés, el tabaquismo, la dieta, etc. Veamos con más detalle los factores agravantes de los brotes.

Hormonas y herencia: la causa de los brotes

Hormonas y herencia: la causa de los brotes

Los brotes suelen aparecer durante la adolescencia tanto en chicas como en chicos. Está relacionado con la agitación hormonal que se produce en la pubertad. En este momento, la piel produce más sebo de mala calidad y puede tener dificultades para drenarlo; eventualmente, se producen imperfecciones, como los brotes. Las variaciones hormonales también explican por qué los brotes pueden persistir o reaparecer en las mujeres. 

La herencia es otro factor importante. Si tus dos padres sufrieron brotes en la pubertad o en la edad adulta, es más probable que te afecte. Estos factores no se pueden cambiar. Pero pueden actuar otros factores agravantes que hacen que los brotes persistan, aparezcan o reaparezcan.

Entender los brotes hormonales

Comprender los factores agravantes para tomar las medidas adecuadas 

¿Por qué los brotes desaparecen en algunas personas y en otras no?

Algunos factores ambientales pueden explicarlo en parte. El estrés es un desencadenante clave. Muchos de nosotros experimentamos brotes cuando estamos bajo demasiada presión, ya que se cree que el estrés aumenta la producción de sebo. Y los propios granos nos presionan,por lo que se puede volver un círculo vicioso. ¿Cómo se puede reducir el estrés? Desde luego, no fumando cigarrillos. Esto sería una muy mala idea, y no solo para los pulmones: fumar también ralentiza la cicatrización de las lesiones de brotes.

Otros factores agravantes incluyen la dieta. Se ha establecido una correlación entre la presencia de brotes y el consumo diario de productos lácteos, zumos de frutas, jarabes, productos de pastelería, chocolate y dulces. También se responsabiliza regularmente a ciertos medicamentos o píldoras inadecuadas, así como a la contaminación, que se considera responsable en gran medida del aumento de los casos de brotes en los adultos. Si bien este último factor es difícil de eludir, afortunadamente es posible actuar sobre los demás factores agravantes.

No dudes en hablar de tus brotes con el dermatólogo: te escuchará y podrá sugerirte la terapia adecuada.

 

av_acne_stress_1x1 472x472

“Cada vez que me excedo con el chocolate estoy segura de que me saldrán granos, y así es, solo por un poco de chocolate untable…”.

Romain, 17 años

El sol: el otro factor agravante

Cuando se trata de los brotes, el sol puede ser un enemigo oculto. Mejora la apariencia de los brotes… pero solo a corto plazo.

 

Desde el bronceado…

Es verano, hace buen tiempo y el sol parece mejorar el aspecto de tu piel. Las lesiones inflamatorias disminuyen visualmente, tanto por el bronceado como por el sol, que engrosa la piel y la reseca junto con las manchas. Tanto que te olvidas de usar protector solar…

… a una reaparición de los brotes

Es otoño y tu rostro está lleno de puntos negros, pápulas y pústulas. Ahora que tu piel está menos expuesta al sol, ha perdido su grosor y ha vuelto a su estado normal, con una producción excesiva de sebo, poros obstruidos y una gran cantidad de brotes por acné. Esto se llama “efecto rebote”.

CONSEJO AMIGABLE (Y EXPERTO)

No todos los cosméticos son iguales. Algunos pueden ser agravantes de los brotes.

Las cremas, las bases y los polvos que no son no comedogénicos pueden provocar problemas en la piel. Lee atentamente las etiquetas: tanto si eliges un desmaquillante como una crema hidratante o un maquillaje, busca productos “no comedogénicos” o para “piel propensa a los brotes”. Esto garantiza que su composición, sus activos anti-imperfecciones o antibrillos y su textura se adapten perfectamente a tu tipo de piel.

Por último, lava tus pinceles y esponjas con regularidad. ¿Qué pasa si no lo haces? Añadirás sebo a tus polvos y seguirás con el círculo vicioso.

 

Buenos hábitos para calmar los brotes

Buenos hábitos para calmar los brotes

Ya sea que puedas hacer algo o no sobre la causa de tus brotes, los pasos para lidiar con esto son los mismos. En primer lugar, debes elegir productos adaptados a tu tipo de piel tanto para la limpieza como para la hidratación y la aplicación del maquillaje. La clave para conseguir un efecto visible y duradero es la regularidad. ¡Y un toque de luz! El hecho de que parezca más gruesa, no significa que tu piel sea menos delicada. Puedes permitirte hasta dos exfoliaciones y mascarillas por semana, pero siempre con productos cuidadosamente elegidos

De la misma gama

Nuestras soluciones para cuidar tu piel propensa a los brotes

Los cuidados Eau Thermale Avène están diseñados para reconciliarte con tu piel.

Eau Thermale Avène - Cleanance Gel limpiador

Eau Thermale Avène - Cleanance Gel limpiador

Matifica - Limpia - Purifica

Eau Thermale Avène - Cleanance Comedomed Concentrado anti-imperfecciones

Eau Thermale Avène - Cleanance Comedomed Concentrado anti-imperfecciones

Calma - Matifica - Afina los poros

Eau Thermale Avène - Cleanance Solar FPS 50+

Eau Thermale Avène - Cleanance Solar FPS 50+

Protege - Matifica

Eau Thermale Avène - Cleanance Mascarilla exfoliante

Eau Thermale Avène - Cleanance Mascarilla exfoliante

Matifica - Purifica - Reduce el exceso de sebo

Eau Thermale Avène - Couvrance Base de maquillaje compacta en crema acabado mate natural

Eau Thermale Avène - Couvrance Base de maquillaje compacta en crema acabado mate natural

Unifica el tono de piel - Maquillaje - Corregir imperfecciones

Eau Thermale Avène - Agua Termal de Avène

Eau Thermale Avène - Agua Termal de Avène

Calma - Restaura la barrera cutánea

Volver al principio